Paginator\Paginator Object ( [total_records] => 8 [style] => [records] => 100 [max_links] => 3 [get_name] => pag [max_records] => 0 [recicle_url] => 1 [specific_get] => [url_start] => noticia.php?idioma=es&item=32&pag= [url_end] => [first] => << [previous] => < [next] => > [last] => >> [cur_page] => 1 [original_page] => 1 [total_pages] => 2 [first_record] => 0 [limit] => 100 [url_startl] => https://reflexologianeuromuscular.com/es/noticia/ ) Relación reflexólogo/paciente

Noticias

Relación reflexólogo/paciente

Relación reflexólogo/paciente

Reflexologia

RELACIÓN REFLEXÓLOGO - USUARIO / CLIENTE / PACIENTE.

 1 – Conexión afectiva entre reflexólogo y usuario

 El usuario siempre llega a nosotros en una situación de necesidad, e inestabilidad física, lógicamente las limitaciones producidas por de su dolencia le produce un sentimiento de inferioridad e inseguridad, desencadenando un proceso de desequilibrio psíquico y físico. Por lo tanto, para el usuario, el reflexólogo va a representar una FIGURA DE AFECTO, sobre el que no solamente recaerá la función de establecer nuevamente el bienestar físico, sino que además recaerá sobre él la responsabilidad de establecer un estado de optimismo psíquico en el usuario; esta circunstancia puede provocar en determinados usuarios un proceso peligroso de dependencia que el reflexólogo debe de evitar en todo momento.    

El reflexólogo, deberá establecer entre ambos, un vínculo positivo para el buen desarrollo de la técnica. Lograr esta vinculación debe de representar uno de nuestros principales objetivos al iniciar el masaje reflexológico.

Para precisar los términos utilizados, y basándonos en la teoría del vínculo que desarrollo el psicólogo J. Bowlby, diremos que:

 -VÍNCULO, es toda ligadura emocional estable, toda unión o atadura de una persona o cosa con otra, unión lo más duradera posible.

 -FIGURA DE AFECTO, es aquella persona que nos ofrece una relación estable, que se nos muestra accesible y que nos transmite seguridad y calma. No forzosamente será la persona más cercana, ni aquella a la que más se quiere. 

 Una vez establecida una buena vinculación no se debe olvidar que en el usuario se irá desarrollando un proceso lógico, natural y en el transcurso de las distintas sesiones del masaje reflexológico, que aumentará aún más al distanciar éstas en el tiempo, produciendo en el usuario un sentimiento de ansiedad de separación

Esta ansiedad o proceso, se manifiesta en cuatro fases, que no siempre siguen el mismo orden, siendo: Miedo, tristeza, rabia e indiferencia.  

No debemos sorprendernos de los cambios de actitud que manifiesten nuestros usuarios, porque la causa podría ser que estén pasando por una y otra fase de este proceso de ansiedad de separación.

Para compensar estos sentimientos del proceso de ansiedad, el reflexólogo deberá adoptar la actitud más idónea en cada caso, así frente al estado de miedo o tristeza el reflexólogo ofrecerá protección, frente a la situación de rabia, dejará que ésta fluya libremente, y en la fase de indiferencia creará nuevos estímulos.  

2 - Necesidades y angustias básicas del usuario

 Cada impulso que tiene el ser humano, cada necesidad, viene acompañada por su angustia correspondiente. Esta angustia  siempre será la contraria a la exigencia de cada momento, como las dos caras de una moneda.

La presencia de la angustia es natural, por lo tanto lo que varía de una persona a otra es la intensidad.

El recuerdo de experiencias acontecidas durante la infancia y retenidas en el inconsciente condicionan y bloquean al niño, por no disponer de recursos y defensas necesarias.  Esto se repite en la vida adulta, y aunque se tengan ya más recursos no se es capaz de utilizarlos. 

Las angustias y necesidades básicas de todo ser humano, durante un periodo de enfermedad más o menos largo, así como la conducta a seguir por el reflexólogo frente a estos procesos son: 

Fase de soledad, se debe provocar en el usuario la sensación de que es único e irrepetible para nosotros. 

Frente al proceso de  angustia por falta de identidad, debemos favorecer la posibilidad de que el usuario pueda manifestarse abiertamente y confiadamente a nosotros, sin temor a ser recriminado o censurado por sus manifestaciones o su forma de ver las cosas, ésta conducta producirá en el usuario una sensación de identidad personal. 

 Frente a la fase de pérdida, situación que se manifiesta con frecuencia cuando el usuario comienza a encontrarse mejor y cree que al perder el soporte (reflexólogo), volverá a caer en la situación anterior, en esta fase le ofreceremos nuestra disponibilidad profesional en todo momento. 

Y por ultimo, cuando se produce la fase de angustia por dependencia, debemos fortalecer en el usuario su capacidad de autonomía y fortaleza personal, reforzando el concepto de que está en situación de hacer frente a cualquier situación por difícil que esta pueda ser.

 

Ver todas de Reflexologia Ver todas